En este blog de tarot encontrarás tiradas de cartas españolas gratis para el amor, lecturas de naipe español ideales para reconciliación de parejas, consultas de videncia al oráculo que resultan muy útiles para obtener respuestas de las cartas españolas a preguntas concretas. Es por ello importante dedicar tu tiempo a las siguientes líneas donde enseño paso a paso la mejor manera de aprender gratis a tirar las cartas españolas. En la tirada cada naipe español se lee como una entidad en sí misma.

Tirada del Arbol de la Vida

Si hay una lectura en la cual el tarot con cartas españolas realiza un completo retrato de tu personalidad, esta es la tirada del Árbol de la Vida. Con esta espiritual disposición de naipes españoles sobre el tapete podrás acercarte al conocimiento de ti mismo tanto en el plano emocional, como en el físico, e incluso también a nivel espiritual. La descripción que haga el tarotista acerca de tus cualidades te conducirá a una mayor comprensión del origen de tus problemas, enfrentándolos entonces desde una perspectiva más creativa y logrando así una más rápida y efectiva solución. Si dispones de una baraja de cartas españolas en casa puedes atreverte a realizar esta sencilla tirada que te ayudará a encontrar tu propia felicidad. De igual modo sería posible hacerla con otros mazos, aunque quizá éste te resulte más familiar y fácil de conseguir. Antes de nada toma con respeto las cartas, focalizando tu pensamiento sobre aquello que quisieras averiguar, o también mejorar en tu vida. Es importante que tu actitud sea de confianza y totalmente receptiva, pues los naipes actuarán como un canal de información que tu mismo subconsciente envía.

Veamos un ejemplo de cómo se realizaría la tirada del Árbol de la Vida con la baraja de 40 cartas españolas. Pondremos como caso el de Zoraida, una joven que comienza a sentir la llamada del espíritu, y cuya sed de trascendencia le hace replantearse muchos valores que actualmente expresa. Una vez has barajado el mazo el tiempo que has considerado suficiente, la forma más habitual de proceder con el corte es hacerlo en 3 montones. Lo harás con la mano izquierda pues ésta simboliza en la persona sus aspectos emocionales o relativos al corazón. Vuelve a continuación a apilarlos en un solo montón, pero cerciorándote de que lo haces en el mismo sentido para que los naipes queden ahora en distinta disposición. A partir de aquí ya puedes ir extrayendo de la baraja una a una las cartas españolas, que en el orden establecido formarán la figura de esta tirada. Como puedes ver, su imagen se asemeja a la del árbol de la vida cabalístico, donde esta vez los naipes, como si fueran los Sephirot muestran el camino que te puede guiar hacia la completa autorrealización.

Carta 1. La vida espiritual del consultante, o cómo se encuentra anímicamente es lo que podemos interpretar con la carta que aparece en esta posición. En la tirada de ejemplo hemos extraído el Dos de Espadas, cuya lectura obedece claramente a una dualidad o lucha en la persona. Esto es así porque en su interior existe una fuerza que con ímpetu le dirige a explorar su existencia desde una perspectiva más trascendente, sin embargo Zoraida ha sido siempre una chica extrovertida, con necesidad de afecto y reconocimiento por parte de los demás, lo que le lleva a tener una distendida vida social.

Carta 2. Este naipe nos habla acerca del conocimiento intelectual de la persona consultante. Su sabiduría queda plasmada en el Cinco de Bastos, el cual denota que Zoraida es una chica con buena formación académica. Seguramente haya cursado alguna carrera universitaria, aunque su madurez pueda deberse también a que ha pasado por numerosas experiencias que le han hecho aprender y recapacitar.

Carta 3. Expresa en este caso los sentimientos más profundos de Zoraida. Cuál es su perspectiva del mundo y cómo lo enfrenta lo podemos ver reflejado en el tercer naipe extraído, que ha sido en este ejemplo la Sota de Espadas. Estamos ante la figura de una joven de piel y cabello moreno, cuyos rasgos de personalidad más característicos son su firmeza, ambición y poder resolutivo. Si bien la vida puede planteársela como un desafío, también es una chica amable y dispuesta siempre a echar una mano o dar un consejo a quien lo necesita.

Carta 4. Esta vez el naipe que aparece es el Siete de Oros, aunque lo hace de forma invertida. La posición social que ostenta la consultante o su entorno cercano se pueden ver aquí reflejados. Zoraida es una chica que sabe aprovechar bien sus recursos, y así suele conseguir cuanto se propone. Aunque el éxito ha sido hasta ahora habitual en ella y goza de un alto nivel de vida, también lo ha hecho posible su esfuerzo y sacrificio. No obstante, en estos momentos pasa por un periodo de incertidumbre frente a sus proyectos futuros, debido a su inseguridad o inestabilidad emocional.

Carta 5. El naipe que se sitúa en esta posición expresa los valores que caracterizan a la persona que el tarotista echa las cartas. El Caballero de Espadas es el que se ha extraído en este caso. Es un signo inequívoco de fortaleza, y también de justicia, por lo que se puede decir de Zoraida que sea una gran amiga o incluso buena compañera de trabajo. Un posible defecto podría ser que tiende a asumir los riesgos que conllevan las desigualdades en su entorno.

Carta 6. Los sentimientos que busca la consultante en los demás, así como aquello que proyecta hacia sus seres cercanos, es lo que el sexto naipe trata de desvelar. Al haber salido el Tres de Bastos podemos decir de esta chica que su visión del mundo es fraternal, sintiendo que todas las personas están ligadas mediante lazos de amor que hemos de fomentar. Quizás la persona con la que desearía compartir su vida no ha llegado todavía por su exagerado idealismo.

Carta 7. Precisamente es del ámbito amoroso, del que habla la séptima carta. Aunque esta vez el Dos de Oros invertido advierte que Zoraida puede llegar a ser una chica demasiado posesiva y celosa con su pareja. Esto puede deberse a que, tal y como es ella que se entrega a los demás, de igual manera espera recibir lo mismo por parte de aquella persona con la que quisiera formar una familia. Si no cambiara su actitud con su posible cónyuge, probablemente podría acarrearle algunos problemas en el futuro por falta de confianza.

Carta 8. El naipe extraído en la posición octava le va a ofrecer a Zoraida una visión más realista sobre sus expectativas laborales, su habilidad a la hora de comunicarse con los compañeros y relacionarse en el sector profesional. El Rey de Bastos es una excelente carta en este sentido pues además de señalar a una persona emprendedora y con gran vitalidad, posee también don de gentes. Dada la seguridad que refleja en sí misma es igualmente alguien ideal para dirigir un grupo de trabajo.

Carta 9. Este naipe es el reflejo de los instintos de la consultante, los complejos o los pensamientos que predominan en mayor medida en su mente. La penúltima carta que forma la figura del árbol de la vida es el Cuatro de Copas. Vemos que alrededor de ésta no se da una clara dominancia de algún palo en concreto, aunque los bastos y oros sí aparecen en mayor proporción que las copas y espadas. Esto puede sugerirnos que Zoraida se ve bastante influenciada por la obtención de riquezas materiales, pero que es a través del trabajo y sacrificio como expresa su valía personal y enfrenta sus miedos.

Carta 10. Finalmente, la tirada del árbol de la vida puede obtener una conclusión o resumen de la lectura en la décima carta española. Se trata en este caso del Cinco de Copas, un naipe bastante especial en su significado pues simboliza celebraciones. El futuro que espera a esta persona a corto plazo es esperanzador y optimista. Puesto que el naipe más próximo es también del palo de copas, es posible que acontezca pronto una formalización a nivel de pareja, o incluso tenga lugar el nacimiento de un hijo. En cualquier caso la tirada del árbol de la vida en esta 10ª carta nos está indicando que Zoraida superará felizmente el bache emocional por el que está pasando, se trata simplemente de una experiencia que la vida pone a su alcance, para que dé un paso más hacia sí misma, por lo que, más que cambiar de actitud lo que ha de procurar es reforzarla.